Etapa 5 del Camino portugués de la costa_ De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha PORTUGAL: CAMINO DE SANTIAGO


Esta etapa 5 del Camino Portugués de la costa es la última en territorio portugués, ya que después proseguirá  por Galicia. Es una preciosa etapa que comenzamos en Viana do Castelo y finalizamos en Caminha, pasando por muchos lugares rurales cargados de cultura popular.

Nosotros nos apoyamos de nuestro coche para realizar el Camino de Santiago, por lo que  no tenemos una meta fija cada día, sino que caminamos hasta donde nos apetece y después regresamos en taxi a recoger el coche.

Ver listado de todas las etapas al final de la página.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa. De Viana do Castelo a Caminha

Distancia: 27,5 Km

Iniciamos la etapa a las afueras de Viana do Castelo, donde ayer terminamos la jornada anterior. De Viana a Caminha hay 27 Km y queríamos acortar este día, por lo que ayer preferimos alargar un poco, caminando hasta las afueras de Viana en vez de quedarnos en el centro, y así reducir hoy la caminata. Esa era la idea, pero al final dimos algunos rodeos y la distancia total de esta etapa no se redujo.

Nosotros nos apoyamos de nuestro coche para realizar el Camino de Santiago, por lo que cada día no tenemos una meta fija, sino que caminamos hasta donde nos apetece y después regresamos en taxi a recoger el coche.

El trazado oficial del Camino portugués al salir de Viana do Castelo discurre por el interior. Existe la opción de tomar el paseo marítimo y caminar al borde del mar por el Geoparque Litoral de Viana do Castelo, pero como ya conocemos dicho paseo, decidimos seguir el trazado oficial según indican las flechas.

Al instante dejamos la carretera para continuar por un camino empedrado entre altos muros de piedra que delimitan fincas. A lo lejos divisamos el mar desde el emplazamiento alto de los pueblos por los que vamos pasando en este trayecto. Todo lo que encontramos es un compendio de cultura popular: caminos empedrados, muros, quintas, canales de agua, alminhas, hórreos, pontones rústicos de losas, algún molino de agua que se asienta en el cauce de regatos.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

 

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

La Quinta da Boa Viagem se presenta en el camino, de fachadas color ocre, con un gran portalón y capilla exterior. La histórica casa del siglo XVI rodeada de una gran finca se ha reconvertido en alojamiento turístico.

Quinta da Boa Viagem

Vamos pasando por varios pueblos bastante dispersos y prácticamente unidos entre sí, ya que se componen de casas con fincas.

Areosa es el primero, después pasamos por Troviscoso, y seguimos hasta Carreço. En Carreço encontramos la sencilla Capela de Sâo Paio, y un poco más adelante hay un merendero.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Capela de Sâo Paio

Capela de Sâo Paio en la etapa 5 del camino portugués de la costa

La iglesia parroquial de Carreço queda a continuación, acompañada de un cruceiro y una pequeña ermita blanca.

iglesia parroquial de Carreço

Con las casas tradicionales se mezclan otras nuevas de diseño moderno que lucen grandes ventanales y terrazas mirando al mar. Así es Portugal, tradición y progreso.

Cruzamos la vía del tren por un puente y seguimos por calles adoquinadas de la aldea de Paço, donde encontramos la Capela de Sâo Sebastiâo, construida por pescadores en 1821 para cumplir una promesa. Enfrente vemos el Faro de Montedor, que se alza sobre un monte.

Capela de Sâo Sebastiâo en Paço

Capela de Sâo Sebastiâo en Paço

Dejamos las últimas casas para meternos por un camino tradicional por el monte con tramos toscamente empedrados, denominado Caminho dos Burros. Este tramo nos deja junto a antiguos caserones en un cruce donde hay una fuente de piedra. Numerosos canales de agua fluyen por esta zona transportando agua a las viejas quintas.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Seguimos por un camino de suelo irregular entre muros, y vamos pasando por señoriales quintas, algunas en ruinas.

Un tramo muy agradable nos deja en el Convento de San Joâo de Cabanas. Se trata de un antiguo convento benedictino que, una vez finalizada su función monástica, ha tenido varios propietarios. Lo encontramos en restauración para convertirlo en hotel. El edificio se emplaza en un lugar precioso, rodeado de bosque y al lado de un río que forma cascadas. En su cauce se asientan viejos molinos de agua. Es momento para sentarnos un rato y relajarnos en el paraje inmerso en la naturaleza. Seguimos en el municipio de Viana do Castelo, y esta zona pertenece al pueblo de Afife.

Convento de San Joâo de Cabanas

Convento de San Joâo de Cabanas

Convento de San Joâo de Cabanas

Desde el río arranca una subida por camino empedrado por el que alcanzamos una pequeña capilla, la Capela de Nossa Senhora do Amparo.

Capela de Nossa Senhora do Amparo

Después de la capilla atravesamos un monte de eucaliptos, primero subiendo y después bajando, encontrándonos varios cruceiros. Confluimos en la aldea de Barreiros, donde encontramos fuente, un antiguo lavadero y canales de agua, con vistas al entorno rural.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Desde Barreiros hay que bajar entre casas con jardín. Pasamos por unos cruceiros y una pequeña capilla antes de cruzar el río Âncora por un antiguo puente de piedra, conocido como Ponte da Torre. El puente se sitúa en la antigua Estrada Real y fue construido con losas de granito en el siglo XVIII. Era utilizado por los vecinos para dirigirse a los molinos a moler el grano. A orillas del río crece exuberante vegetación de ribera.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: Ponte da Torre

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Después pasamos por un par de molinos restaurados con su canal de agua y a continuación cruzamos la carretera para seguir de frente por un camino de tierra que nos deja en la villa de Âncora. Recorremos las calles del pueblo dirigiéndonos al mar, siguiendo siempre las flechas amarillas para cruzar bajo la autovía de forma segura y alcanzar la Praça da Revoluçâo.

Vila Praia de Âncora

Vila Praia de Âncora

Vila Praia de Âncora es el barrio costero asentado al borde de la playa. Ha crecido gracias al turismo y cuenta con numerosos alojamientos y restaurantes. Desde la plaza bajamos al paseo marítimo cruzando la vía del tren por un paso con semáforos. Aquí nos encontramos con el mar y recorremos el paseo marítimo escuchando el rugido de las olas batiendo en la arena. Está muy animado y en marzo ya hay gente tomando el sol en la playa o bañándose.

Vila Praia de Âncora

Comimos en Restaurante Fortaleza, en el paseo marítimo frente a la playa. Pedimos el bacalhau con broa, que está muy bueno y las raciones son enormes, imposible terminarlo. Son las raciones más grandes que nos han puesto nunca.

Después de tan copiosa comida cuesta ponerse a andar, pero es lo que toca. Hace calor en este día de finales de invierno.

Pasamos por el Forte da Lagarteira, donde están las letras de Vila Praia de Âncora, y un poco más adelante se acaba el ancho paseo empedrado para dar paso a una ecovía que nos conduce por un entorno más salvaje. Es un tramo precioso por una costa agreste que ya se parece más a Galicia que a Portugal.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Ahí en medio está la ermita de Sâo Isidoro, construida de piedra entre verdes campos que ocupan el litoral. En la costa pedregosa se alternan pequeñas calas que quedan visibles en bajamar.

ermita de Sâo Isidoro

Al avanzar se nos va descubriendo la silueta cónica del Monte de Santa Trega, ya que Galicia, que llevaremos de frente durante kilómetros.

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Etapa 5 del Camino portugués de la costa: De Viana do Castelo a Caminha

Este precioso tramo nos conduce a la Praia de Moledo, donde se asienta una pequeña población y volvemos a paseo marítimo urbano.

Praia de Moledo

En la Playa de Moledo, el camino oficial se separa de la costa discurriendo hasta Caminha por un insípido tramo de carretera paralelo a las vías del tren. Me parece más agradable caminar por la costa recorriendo la playa de Moledo y después la Mata de Camarido, pinar costero protegido. Sin embargo, encontramos que el acceso al pinar por algunos de los caminos estaba prohibido debido a trabajos forestales. Pero finalmente encontré un camino permitido (o al menos no había señal de prohibición), para recorrer el bosque de pinos con troncos recubiertos de líquenes, hasta confluir en el paseo peatonal de la Foz do Minho.

Praia de Moledo

Praia de Moledo

Mata do Camarido en Caminha

Mata do Camarido en Caminha

Foz do Minho

Foz do Minho

Caminha ya está al alcance, sólo queda recorrer el borde del estuario del río Miño y callejear para llegar a la Praça do Conselheiro Silva Torres. Es la plaza principal de la localidad, cuyo centro ocupa la fuente renacentista del siglo XVI. Alrededor de la plaza se asientan los principales monumentos de Caminha: la Torre del Reloj en una puerta de la muralla medieval, la Igreja da Misericordia con su portada renacentista, y muchas terrazas que le garantizan ser un punto de encuentro en la villa. La Iglesia Matriz es otro interesante edificio histórico, situado a unos 300 metros de la plaza.

Caminha

Caminha

Caminha

Caminha

En Caminha finalizamos la etapa 5 del Camino portugués de la costa, la última por tierras portuguesas. El Camino portugués de la costa seguirá por tierras gallegas después de cruzar el río Miño. La caminata terrestre se reanuda en A Guarda. Hay lanchas privadas que ofrecen el servicio de cruce del río por 6 €. Nosotros iremos en coche por el puente de Vilanova da Cerveira.

Otra opción sería caminar de Caminha a Valença, cruzar el Miño a pie por el puente internacional a Tui y seguir el camino por el interior. El trayecto para llegar a Santiago es más largo por la costa, pero ya que se trata de un camino costero, preferimos ser fieles al mar.


 

Ver más excursiones por Portugal continental: Aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.